Archivo de la etiqueta: Rutas en moto

15 señales que definen a un motociclista de aventura

En esta oportunidad he dedicado mi tiempo a describir algunos de los principales rasgos que definen al motociclista de aventura con el único fin de proporcionar un mínimo conocimiento a quienes nos incluye en una “bolsa común” con los demás motociclistas sin considerar que nuestras preferencias, hábitos y comportamiento en carretera son diferentes a los demás.

Por supuesto no hay características absolutas ni exactas que definan nuestra pasión por la aventura en dos ruedas, pero si hay algunos rasgos comunes a todos nosotros y que compartimos en cada rodada, viaje, travesía, expedición o tour en los que participamos.

Si usted encuentra en este post rasgos comunes a su forma de vivir en dos ruedas, querido lector usted es todo un MOTOCICLISTA DE AVENTURA.

1. PLANIFICA LA “OTRA RUTA” DETALLADAMENTE

(Así sea para perderse)

Antes de iniciar un viaje, usted se toma días, casi meses, buscando vías alternas para llegar a su destino antes de resignarse a recorrer la vía principal y cuando se trata de lugares frecuentes, conoce mas de tres formas de llegar. Sus hoteles no son calificados con estrellas sino con el nivel de experiencia que estos le brinden, prefiriendo fincas, casas tipicas, hoteles boutique, hostales, carpas y hasta hamacas!, antes de dejarse llevar por los encantos “5 estrellas” de las franquicias y sus lineamientos internacionales.

Hamacas para moto Capital Road
Hamacas para moto Capital Road – Cambia tu forma de descansar.

 

2. NO ES DE VELOCIDAD, ES DE DISTANCIA

En una conversación sobre desempeño de motocicletas para usted es más importante la unidad de medida kilometro por galón que kilometro por hora.

3. AUTONOMÍA DEL TANQUE

En consecuencia del punto dos, su tanque de gasolina tendrá como mínimo una autonomía de 250 km, lo que hace que en un viaje en grupo con motocicletas de diferentes categorías, usted deba esperar fuera de la estación de servicio.

4. CONECTIVIDAD A LA MANO

Si aún no tiene una toma o socket de 12 V, es seguro que esté a la expectativa de encontrar uno, ojalá impermeable y que le permita poner a cargar todos sus gadgets.

5. SIN EXCUSAS PARA UNA BUENA AVENTURA

Iniciar un viaje con el cielo gris, tener la moto impecable para sacarla a hacer Off Road, recorrer kilómetros bajo el agua, desconocer la ruta y la hora de llegada o rodar por una ruta que se sabe está “deteriorada” Nunca serán excusas para un motociclista de aventura.

6. CARTOGRAFO EN CASA

Progresivamente usted se vuelve especialista en mapas nivel “cartografo” memorizando rutas terciarias, nombres de pueblos y veredas que nunca ha visitado solo por su deseo de visitarlos algún día.

7. LOS PUEBLOS TOMAN PROTAGONISMO SOBRE LAS CIUDADES

Cuando a usted le preguntan por aquellos lugares de visita obligada en ciudades principales, responde más fácilmente a través de los pueblos que las rodean.

8. SIEMPRE EL EQUIPAJE CORRECTO

Usted es un especialista en productos relacionados con equipaje y protección con la terminación (BAGS) y por esta razón cuenta con diferentes alternativas de equipaje para su moto como tank bags, drybags, saddlebags, camel bags, gear bags, tail bags, visor bags, helmet bags, (no se si existan “Pet Bags” y las tradicionales maletas laterales y top cases que cuando usted llega de rodar no sabe donde poner cada cosa.

Motociclismo de aventura en colombia
Tienda The Adventure en Bogota- Especialistas en Motociclismo de aventura

 

9. OBSESIÓN POR LOS BOLSILLOS

Usted se convierte en fanático de los bolsillos, impermeables, ocultos, pequeños, grandes, medianos y a su vez se convierte en víctima de ellos porque siempre cambia de lugar sus cosas. nada se pierde, pero el lío para encontrar las llaves….

10. UNA PRODUCCIÓN EN CADA VIAJE

Siempre va preparado con una buena cámara, o dos y hasta 3! (si, lo he visto) camará fotográfica, cámara de acción o deportiva, cámara de celular, DRON, monopode, tripode, obturador remoto y si el viaje es largo, seguro va con laptop o tablet para editar su viaje y compartirlo con el mundo.

11. ESAS CAIDAS DONDE USTED SIEMPRE QUEDA DE PIÉ

Claramente una motocicleta de aventura incluye todos los riesgos de cualquier otra, pero en este punto no quiero ser dramático o fatalista; solo quiero exponer esas caídas comunes con la moto quieta o a bajas revoluciones, parqueando, paseando en pueblos empedrados o de rodada por terrenos destapados, en cualquier caso hasta divertidas y que nos caracterizan porque misteriosamente siempre quedamos de pié…

12. MAESTRIA EN IMPERMEBALIDAD

Seguramente su experiencia le ha enseñado que la impermeabilidad es una pelea perdida, por lo que ha aprendido que algunas cosas son más faciles de proteger de lo que se imagina, por esta razón su billetera y celular van en ZipLoc!.

13. WIKIPEDIA EN DOS RUEDAS

Seguramente usted visita Wikipedia con más frecuencia que un estudiante y conoce más datos demográficos y culturales que los pobladores del lugar que está visitando. Poco sabe de atracciones turísticas privadas, más bien sabe de paisajes, geografía, gastronomía, tradiciones y cultura de cada rincón que ha visitado.

14. CONOCER ES MÁS IMPORTANTE QUE CORRER

Cuando le preguntan cuanto se “echo” en tiempo de su trayecto, hay un ligero silencio que suele cerrarse con un… “no se”, y al final después de dar un tiempo obligado cierra con un “aproximadamente”.

15. HISTORIAS ASOMBROSAS

Los días mas difíciles que usted haya tenido a bordo de su moto son los que más recuerda. Tormentas, inundaciones, deslizamientos, pasos en lancha, varadas en medio de la nada hacen que usted nunca esté solo, siempre habrán personas que de alguna manera le brindan ayuda o al menos compañía y estas a su vez son las que más dejan huella en su aventura imprimiendo ese sello de bondad del ser humano en las condiciones más extremas.

No es de sorprenderse si en una reunión familiar o encuentro de amigos, usted es quien concentra la atención en una conversación gracias a todas las historias de aventura que ha vivido a bordo de su moto. Aún si su “público” no sabe de motos, la emoción con la que escuchan cada una de sus historias es realmente gratificante y esto, es una gran parte de la recompensa.

– Nadie nos quita lo viajado –

Andres López

Ruta del Agua – Región del Guavio

Ruta del Agua – Región del Guavio.

Si usted es de los que invierte buena parte del tiempo previo al fin de semana buscando nuevas rutas que se alejen de la populares rodadas de restaurantes a menos de 100 km de su casa seguramente esta ruta de 1 día al Guavio le puede interesar.

Para comenzar, vamos a buscar la salida de Bogotá hacia la carretera central del norte en busca de un desayuno típico que proporcione la suficiente energía para una larga rodada. Un buen lugar para detenerse es el restaurante Entrepues ubicado en el kilometro 9 de la autopista norte, por supuesto en esta ruta usted encontrará diversas opciones de restaurantes típicos con comida exquisita, pero sabiendo que la rodada que le espera es larga con un ligero grado de dificultad mi recomendación es desayunar “trancado”.

Continuando la ruta por la carretera central del norte pasando el parque de Sopó, busque la salida hacia Sopó y busque la variante Sopo – La Calera, en este punto el paisaje comienza a cambiar ligeramente del plano de la sabana dando lugar a geométricas montañas de un verde alegre y acogedor. En la intersección conocida como El Salitre, giré a la izquierda con destino hacia Guasca y disfrute de un ascenso curveado muy entretenido que le mantendrá atento a cualquier riesgo y preparado para sortear cualquier dificultad.

Guasca (Cercado de cerros en lengua Chibcha) es un bello pueblo que nos da la bienvenida a la región del Guavio y se convierte en nuestra primera parada oficial, esto significa la parada típica de pueblo donde buscamos el parque principal y siempre en espera de encontrar la sagrada iglesia erigida por nuestros evangelizadores españoles desde épocas antiguas y que se convierte en la cara amable de cientos de poblaciones a lo largo de nuestro territorio Colombiano. Guasca al igual que muchos de los pueblitos que menciono en mis rutas tienen un desarrollo turístico autónomo lleno de diversas actividades eco-turisticas y de aventura en las que no me detendré a presentar pues en en esta ruta de 1 día en moto lo mío es paisaje, ruta y moto.

Saliendo de Guasca nos dirigimos hacia Gacheta a lo largo de de una verdadera carretera serpenteante perfecta para los amantes de las curvas, pero a un ritmo “contemplativo” (como lo diría el buen amigo Rafa Rojas), usted podrá disfrutar de un hermoso paisaje que le sorprenderá al encontrarse tan cerca a la Capital. Una perfecta combinación entre extensos campos donde la ganadería co-existe con el ambiente y más adelante bosques de pino, en esta parte la niebla es tan densa que da un toque de misterio y a la vez de paz. En este punto le recomiendo reducir velocidad mientras observa campos repletos de frailejones porque usted mi querido motero ha llegado a los 3200 msn, a la parte más alta del Páramo que en este punto se conoce como el páramo del Amoladero.

En cuestión de 30 minutos usted dejara de lado el frío del páramo e iniciará un sensacional descenso a través de un bosque húmedo nativo donde la carretera presenta fallas geológicas y algunas irregularidades que no representarán peligro si conduce a una velocidad moderada, la misma velocidad que le permitirá disfrutar la vista del cañón del río Guavio a su derecha; realmente es increíble tanta belleza a unos cuantos kilómetros de la capital.

Dónde el camino arranca - The Adventure Bogotá
Dónde el camino arranca – The Adventure Bogotá

Una vez usted ha llegado a Gacheta empieza a sentir ese ambiente característico de pueblos con actividades económicas de explotación de los recursos naturales e intercambio monetario, sean esmeraldas, petróleo incluso café, se respira en el ambiente un “agite” extraño que evita una larga permanencia en estos pueblos; no importa cual sea el producto, en estos pueblos toma protagonismo el punto de encuentro de comerciantes, compradores, vendedores, camiones, camionetas 4 X 4 música norteña y la terminal de transporte; cuentan con pocos lugares para la interacción con su cultura a excepción del parque principal y su iglesia que para mi se convierte en el principal punto de llegada a cualquier pueblo y aunque la oferta de restaurantes es moderada en esta ocasión encontré un restaurante muy modesto, tal vez excesivamente rústico pero que gracias a la capacidad de asombro y adaptación todo terreno de mi esposa hemos comido la mejor gallina criolla del pueblo y por supuesto unas arepas de maíz pelao que hicieron de este almuerzo algo inolvidable, el señor Muñoz tímido y con una sonrisa honesta al igual que su familia atiende su negocio con el mas grande esmero al punto que no resistimos tomarle una foto e invitar a nuestros amigos “todoterreno” valga la aclaración.

Restaurante en Gacheta
La Familia del señor Muñoz prepara con dedicación cada plato que sirven.

 

Restaurante en Gacheta
Restaurante el Buganvil en Gacheta, rústico, modesto y exquisito.

Después de un autentico almuerzo típico continuamos nuestra ruta hacia el Guavio buscando la vía a Ubalá, una carretera curveada, con muchos “baches” o “rotos” que le obligaran a mantener una velocidad moderada, realizando un ascenso al filo de la montaña que le permitirá observar una gran extensión de agua color verde esmeralda, esto es: el embalse del Guavio.

Embalse del Guavio
Embalse del Guavio, Cundinamarca

Después de bordear el embalse entre carreteras destapadas de dificultad media (especialmente en invierno), encontraremos la represa resguardada por amables soldados que le permitirán tomar fotos y seguramente intercambiar información sobre el recorrido, en este punto se encontrará con un primer túnel de muy baja iluminación, ascendente y curveado, con algunas secciones resbalosas y lluvia permanente; si, lluvia permanente fruto del agua que emana la montaña, este túnel al igual que los de la ruta de Chivor son muy divertidos de cruzar.

Ruta en moto al Guavio
Ruta en moto al Guavio, ideal para ir solo o acompañado

Luego de rodar a lo largo de una carretera semi-pavimentada con secciones destapadas llegará a Gachala, un pequeño municipio conocido como la Capital Hidroeléctrica de Colombia, ya que allí se encuentra la represa hidroelectrica del Guavio que genera aproximadamente un 30% de la energía que se consume en el país y la gran parte del agua que consumimos los Bogotanos. Su parque central es un lugar tranquilo con ese aire de pueblo minero, que se percibe en su gente amable y siempre dispuesta a brindar la mejor información. En esta ocasión tuvimos la oportunidad de conocer dos emprendedores del turismo en la región quienes nos informaron de un amplio portafolio de servicios turísticos entre los que se encuentran caminatas hacia cascadas, baños en ríos y quebradas y uno muy especial, ser minero por 1 día. en definitiva un bello pueblo que debemos conocer.

La ruta al Guavio se saborea despacio, a paso contemplativo
La ruta al Guavio se saborea despacio, a paso contemplativo como diría el buen amigo Rafa Rojas.

Para nuestro regreso en la ruta del agua decidimos bordear el embalse hacia el municipio de Gama, no sin antes atravesar un fantástico túnel realmente intimidante por su longitud, oscuridad y dificultad en algunas secciones del terreno, resbaloso como un jabón, para que se haga una idea al final del túnel vimos una pequeña luz como de linterna que después de unos 3-4 minutos se trataba de una moto en dirección hacia nosotros, eso nos dio una idea de cuanto más tardaríamos en atravesarlo.

Momento de descanso en la represa del Guavio
Momento de descanso en la represa del Guavio

La Chaqueta IXS Montevideo continua superando mis expectativas
La Chaqueta IXS Montevideo continua superando mis expectativas

La carretera entre Gachala y Gacheta es una destapada increíble para los amantes del Off Road porque cuenta con curvas amplias que permiten una velocidad alta y por qué no, jugar con el derrape de nuestras maquinas; en mi caso, con esposa acompañándome disfrutamos de un Off rápido sin derrapes ni nada de esas cosas que se suelen hacerse cuando se rueda solo o con los amigos.

Iglesia de Gachalá
Iglesia de Gachalá, un lugar perfecto para una larga pausa en la ruta.

Una vez llegamos a Gacheta nos dirigimos sin parar hasta Guasca, en busca de un buen postre porque valga la aclaración, la oferta de restaurantes y especialmente de postres en esta región es limitada.

Encontrar una Irish coffee hecho con Jack Daniel´s durante esta rodada fue algo sensacional; El Café Brujas en Guasca sorprende al visitante con su carta y sus dueños Vanessa y Jorge, han logrado un lugar único por su atmósfera, menú y sobre todo su carismático servicio. En este acogedor lugar encuentra la más amplia variedad de preparaciones con café para un buen amante de la sagrada bebida (jeje), deliciosos postres, pastas, lasagnas y unas exquisitas salchichas alemanas rellenas de queso y cubiertas de tocineta que durante este viaje se convierten en el mejor cierre con broche de oro la gran ruta del agua.

Café Brujas en Guasca, Calle 3 #4 - 69 a cuadra del parque principal en la salida a Bogotá
Café Brujas en Guasca, Calle 3 #4 – 69 a cuadra del parque principal en la salida a Bogotá

 

Café Brujas en Guasca
Café Brujas en Guasca, Calle 3 #4 – 69 a cuadra del parque principal en la salida a Bogotá

 

FICHA TÉCNICA DE ESTA RUTA:

Total de kilómetros: 300 km aprox

Condiciones: 80% On Road – 20% Off Road

Dificultad: media

Duración: 8 – 10 horas

Donde desayunar:

– En la vía Chía, Restaurante Entrepues
– Dirección: KM 9  Autopista Central del norte, Saliendo de Bogotá.

Donde almorzar:

– En Gacheta, Restaurante El Buganvile (Una cuadra abajo de la estación de policía)

– En Guasca: Parada obligada por un buen postes y café: Restaurante Café Brujas
– Dirección: Calle 3 #4 – 69 a cuadra del parque principal en la salida a Bogotá
– Teléfono: 3208439452

– Turismo en Gachala:
Corpochingaza, teléfono: 311 5767716

Track de la ruta:

https://goo.gl/maps/4vzbQQBC5Ft

Ver en mapa:

Viaje en moto a Santander- Un regalo en el cielo

Para un MOTERO una rodada en moto es más que un simple traslado del punto A a un punto B, la moto deja de ser un medio de transporte para convertirse en un medio de sanación en la que se curan diversos males. La “rodada” es considerada una terapia contra el estrés por muchos, otros le confieren dones afrodisíacos, otros como yo, la consideramos la fórmula de la eterna juventud y en esta ocasión, la rodada se convirtió en un regalo, si un regalo de cumpleaños para mi esposa en el que la BMW Motorrad R1200GS fue el pastel y la ruta recorrida la mejor celebración.

Viaje en moto a Santander- Un regalo en el cielo

Iniciamos nuestro recorrido sin planes, sin mapas ni GPS, solo salimos por la autopista norte con estilo a ventaquemada y tierra negra dónde paramos en un modesto pero exquisito restaurante en el que fabrican las mejores arepas boyacenses con agua de panela y queso campesino, todos los ingredientes preparados por los locales y si no fuera suficiente dentro del menú incluyen el auténtico chorizo ahumado y morcilla de cordero, exquisiteces de la gastronomía boyacense y tan tradicional como el “sumerce” que acompaña cada frase en esta región.

Las autopistas suelen ser aburridas y monótonas para los amantes del motociclismo de aventura, sin embargo son obligatorias en viajes de largo recorrido y la troncal del norte no es la excepción, sin embargo se puede encontrar alguna buena sorpresa en el camino y en esta ocasión tomamos una hermosa ruta que nos llevó desde Tunja hasta Barbosa, en un recorrido lleno de curvas que invitan a la acción. A lo largo de este tramo se pasa por Arcabuco mientras a la derecha un pequeño riachuelo adorna el paisaje de repente aparece de forma imponente una cadena montañosa conocida como la Serranía El Peligro, sorprendiéndonos con una magnifica vista de esta reserva natural hasta ahora protegida del turismo invasor.

Serrania el peligro

No se puede pasar por Barbosa sin detenerse a probar los diferentes dulces que caracterizan esta población, bocadillo veleño, tumes, cortaditos, así como una mirada a baja velocidad del Río Suárez que define los límites entre Boyacá y Santander.

Barbosa

 

RIo Suarez
Nuestro destino en esta rodada de aventura por Santander fue San Gil y como buen plan de aventura sin reservas lo primero que hicimos fue buscar un hotel BBB y lo encontramos, Alojamiento económico en San Gil, bien atendido y en las mejores condiciones tiene nombre propio: La posada Don Chepe es el lugar! Se trata de una antigua casa típica de la región con un gran comedor en el que a la hora del desayuno se sientan diferentes viajeros familias a compartir sus anécdotas antes de iniciar el día, cuenta con habitaciones típicas Santandereanas, limpias y ordenadas, una administración de familia, con parqueadero cerrado y perfecto para nuestra moto, justo lo que se necesita para esta clase de viajes y lo mejor, atendida por personas tan amables que nos hicieron sentir parte de su familia. El hotel Don Chepe está ubicado muy cerca al parque Gallineral y a unas cuantas cuadras del parque central, una de las más gratas experiencias en este hotel han sido los desayunos siempre servidos con arepa de maíz pelao 100% santandereana mano.

Una vez instalados fuimos en busca de la aventura que caracteriza a San Gil como Capital Extrema de Colombia, nuestro objetivo: Volar en parapente en el mejor voladero de parápente de suramerica, el cañón del Chicamocha.

La primera aventura inicia cuando intentamos buscar una compañía sería en la cual poner nuestras vidas en sus manos con la confianza de pasar un buen rato sin temor a un mal momento. El Lugar: Parque el Gallineral, un espacio frente al parque donde se concentran una serie de “asesores” ofreciendo paquetes turísticos de aventura que incluyen rafting, espeleologia, parápente, torrentismo entre otras actividades, todos ellos con algo en común, son vendedores informales que se ganan la vida de manera informal “jalando” gente para el beneficio de empresas que en la mayoría de los casos no ofrecen ninguna clase de seguros ni están legalmente constituidas.

Después de esquivar las ofertas de muchos de estos lugares, decidí ponerme en contacto con una empresa que ofrecía deportes extremos en San Gil, una persona contestó mi llamada de forma amable y me brindó toda la información que buscaba sobre parapente en el Chicamocha, una vez concretamos precio y hora de encuentro resolvi desplazarme en mi moto hasta el “voladero” el cual fue bastante difícil de ubicar pues al parecer, en mi opinión, el negocio del turismo en esta región impacta a todo nivel haciendo que cualquier indicación al viajero que no haga parte de un “paquete turístico” sea prohibida o simplemente no la hacen si no representa beneficio económico. Finalmente logramos llegar al punto de salto, no sin antes vencer algunos obstáculos de arena de una carretera perfecta para los amantes del Off Road que hubiese disfrutado como niño de no ser por las llantas que llevaba. En el punto de salto o voladero nos hemos encontrado con el más bello paisaje del Cañon del Chicamocha, intimidante y simplemente asombroso.

Voladero
El mejor Voladero para Parapente esta en el cañón del Chicamocha

Luego de esperar 1 hora 30 minutos, llegó la camioneta de la compañía que habíamos contactado el día anterior con algunos turistas del exterior, me acerqué al coordinador de los saltos quien definió el orden de salto según peso debido a la temperatura y velocidad de los vientos, argumentos técnicos de gran valor que me generaron confianza.
Una vez iniciaron los saltos, percibí un poco de improvisación de los “pilotos” de otras compañías que realizaban los saltos, fumaban mientras conversaban entre ellos sin prestar interés en sus clientes, incluso un norteamericano bastante molesto me pregunto si la compañía que yo había contratado estaba respetando el tiempo de vuelo de 30 minutos que ofrecian a lo que respondí que disfrutara su vuelo y que si duraba menos sería por condiciones climáticas mientras el insistía en el reembolso del dinero equivalente al tiempo que no voló; por mi parte al mejor estilo Colombiano, decidí despreocuparme de esto para no arruinar mi regalo. Ahora bien si usted, amigo lector decide hacer un vuelo de parapente en el Chicamocha le recomiendo contactar con anticipación una empresa seria, y por favor resuelva sus inquietudes sobre pólizas y demás detalles antes de pagar por estos servicios, recuerde preguntar todo porque en mi caso cuando pregunté en que momento se firmaría el documento de seguro o la carta de exoneración de responsabilidades, o al menos una factura el coordinador principal me respondió diciendo que los documentos los había olvidado pero que no me preocupara, en conclusión: “todo bien” así es como resolvemos todo en nuestro país. Afortunadamente esta regla colombiana se cumplió y el resultado fue “todo bien”

Nuestro piloto haciendo uso elementos reglamentarios como un buen casco, lentes y su balaclava Capital Road.
Nuestro piloto haciendo uso elementos reglamentarios como un buen casco, lentes y su balaclava Capital Road.

 

 

Un regalo en el cielo
Un regalo en el cielo

 

 

La bienvenida - Aterrizaje en el Chicamocha
La bienvenida – Aterrizaje de Parapente en el Chicamocha

 

Feliz cumpleaños de aventura en el Chicamocha
Feliz cumpleaños de aventura en el Chicamocha, El mejor regalo siempre será un inolvidable sonrisa

Sin duda alguna la experiencia más maravillosa que hemos compartido después de rodar en moto, es la de volar en parapente sobre el cañón del chicamocha a más de 1.500 m sobre el nivel del mar. En definitiva un viaje memorable gracias a este vuelo.

El Parque Nacional del Chicamocha es un lugar perfecto para interactuar con la cultura Santandereana en un entorno natural lleno de emociones fuertes y espacios para compartir en familia. Cuenta con atracciones que producen adrenalina total, así como otras actividades de descanso y de contemplación de la belleza del cañón. Es recomendable visitar esta región con un buen kit de hidratación y protección solar debido a los altos niveles de temperatura y exposición al sol sumado al ascenso y descenso permanente del parque.

Atardecer en el Parque Nacional del Chicamocha
Atardecer en el Parque Nacional del Chicamocha

Uno de los escenarios mas emocionantes para “curvear” o simplemente reducir la velocidad y maravillarse del paisaje a un paso “contemplativo” es el caño del Chicamocha, orgullo Colombiano que sin entrar en comparaciones con otros cañones, merece nuestra admiración y orgullo.

Carretera en el Cañon del Chicamocha, Santander
Carretera en el Cañon del Chicamocha, Santander

Continuando nuestro recorrido en moto por la región santandereana, nos dirigimos a través de una estrecha y agradable carretera que conecta a San Gil con Barichara al costado derecho del Rio Fonce, rodeados de esa naturaleza a cada lado de la carretera que nos hace rodar a 30 km x hora sin pensar en el tiempo ni la velocidad, disfrutando de exceso de vida que se respira en cada kilometro. Llegamos a Barichara encontrándonos con uno de aquellos lugares mágicos que de manera inexplicable nos transporta en el tiempo, conservando una energía especial que se siente en cada calle de piedra, en cada iglesia y construcción de la época Colonial que han sido preservadas cuidadosamente por sus pobladores.

Barichara, Santander

 

Barichara, Santander
Barichara, Santander

 

barichara2

Barichara es un pueblo para caminarlo, no basta con parar en su parque central y tomar un par de fotos, es necesario conocerlo, hablar con su gente, apreciar sus casas, probar el café, los postres y por supuesto compartir un buen almuerzo o cena que en este hermoso lugar sin duda encontrará las mejores opciones.

En Barichara existe una pizzería artesanal que brinda a sus comensales un espacio acogedor, intimo, con la perfecta iluminación que hace de cualquier plato un motivo especial y su carta cuenta con las mejores recetas de pizza que un amante a este plato puede encontrar, esta es la pizzería Siete Tigres. Recomiendo verificar sus horarios pues tratando de un pequeño pueblo de se activa con la demanda del turismo, es posible que en temporadas bajas cierren mas temprano.

Un lugar para almorzar una buena carne oreada en Barichara es el restaurante La Brasa Misifu aunque los pobladores lo conocen como la brasa “leona”. No se deje engañar por su entrada rústica y modesta, pues el lugar es un restaurante de gran capacidad con el mejor servicio a la mesa y por supuesto mi recomendación es la carne oreada y la Pepitoria, pues en todo mi recorrido por la región no había probado tan exquisitos platos típicos como en este lugar.

Finalizando nuestra celebración de cumpleaños de mi esposa, quisimos darnos un Autentico paseo de Rio y el mejor lugar, (estoy seguro que hay cientos mejores) para nosotros en esta ocasión fue el balneario Pozo Azul, a 1 kilometro de San Gil por a vía hacia Bucaramanga, un acogedor lugar frecuentado por pobladores de la región que disfrutan de un buen paseo de olla mientras se bañan en las aguas de la Quebrada Curiti que en esta sección incluye algunas pequeñas cascadas muy divertidas y perfectas para toda la familia.

rio

 

la chica
“Aquel viaje que no ha dejado huella en tu corazón jamás fue un viaje”

FICHA TÉCNICA DE ESTE VIAJE:

  • Total de kilómetros: 800 km Aprox
  • Condiciones: 100% On Road
  • Duración: 3 días
  • Dificultad: Leve

ACCESORIOS USADOS EN ESTE VIAJE:

  • Chaquetas: BMW Motorrad Rally 3 // irflow jacket
  • Pantalón: BMW Motorrad Rally 3 // airflow pants
  • Botas: Alpinestars TECH 3 // Alpinestars WP 2
  • Jerseys y balaclavas: Capital Road
  • Guantes: ICON Patrol // ICON Pursuit

ALOJAMIENTOS EN ESTE VIAJE:

http://www.posadadonchepe.com
Email:Posadadonchepesangil@gmail.com
Carrera 9 Nº 4-77
Cel :312441 0452
San Gil, Santander, Colombia

Track de la ruta:
https://goo.gl/maps/27yAZfBpgfv

Ver Mapa:

10 Cosas que hacen de rodar con amigos la mejor aventura

10 Cosas que hacen de rodar con amigos la mejor aventura.

Antes de hablar sobre disfrutar de la moto  con los amigos sin ser propiamente un club, tuve que comenzar diferenciando esta experiencia con la de rodar como miembro de un club (Ver articulo) que si bien comparten algunos rasgos presentan grandes diferencias. Por qué dedicar tiempo a esto? Porque cuando usted está iniciando su hobby en dos ruedas es difícil encontrar puntos de referencia imparciales que le presenten un panorama amplio de como disfrutar su moto y debido a esta falta de información puede vincularse al grupo equivocado, salir con amigos muy experimentados que excedan sus capacidades o decidir salir solo enfrentándose a situaciones que posiblemente aún no esté preparado. Es por esta razón que cuando hablo de disfrutar su moto, sin lugar a dudas el rodar con amigos es una gran oportunidad de hacer memorables sus aventuras en la ruta.

1. NO HAY PRESIDENTES NI ESTATUTOS

Un grupo de amigos moteros no necesita de un presidente, es más, me atrevería a decir que lo rechazan. Existen algunos clubes con pretensiones de ONG donde la estructura organizacional es tan importante que a veces supera el mismo interés por el motociclismo, por lo general cuentan con una constitución legal, unos estatutos, un presidente, un fiscal, un secretario, un suplente, un vocal, etc y hasta un gerente comercial con un reglamento tan elaborado que al leerlo solo dan ganas de incumplirlo, además de toda la parafernalia que como colombianos nos caracteriza a la hora de formalizar algo, otros más “sociales” con intereses políticos lo llevarán a cuanto evento político o marcha exista en favor de sus intereses porqué representan los “intereses” de todos los motociclistas, también hay clubes con enfoques comerciales donde todo se lo venden pero ni por el p.. Se le ocurra ofrecer algo porque lo pueden vetar y otros tan selectivos que lo rechazaran de un solo tajo si su moto no es de la misma marca y referencia que la del grupo y estos entre otros muchos rasgos de algunos clubes hacen que se formen GRUPOS DE AMIGOS que prefieren salir de la “comunidad” y disfrutar su moto sin presidencias, sin comités, nada de estatutos, ni códigos y sin obligaciones más allá de compartir la mejor experiencia a bordo de su moto.

2. TODOS SE CONOCEN

Un grupo de amigos por lo general no supera los 5 pilotos, siendo francos pues como somos moteros todos nos tratamos con tal camaradería que al recién llegado lo tratamos como un amigo de toda la vida; pero lo cierto es que un grupo de amigos grande, de esos que se conocen las novias y esposas, donde viven, en donde trabajan, cuál es su bebida favorita, como se llama su mascota o si alguno tiene alergias, reúne no más de 10 pilotos y al ser reducido comparado con un club, resulta formándose un vínculo de confianza de gran valor a la hora pensar en la seguridad y la integridad de cada uno, esta clase de rodadas de amigos es preferida por quienes buscan un trato más personal y reservado.

rodar con amigos en moto
Rodar con amigos en moto no requiere presidencias ni estatutos, solo pasión por rodar.

3. MÁS TIEMPO PARA DISFRUTAR

A la hora de rodar con amigos el tiempo se optimiza ya que al ser un grupo reducido las paradas técnicas como poner gasolina o calibrar presión de llantas toman menos tiempo, el servicio de los restaurantes es más rápido y el acostumbrado “ritual” de cada uno a la hora de ponerse su equipamiento y encender motos será tan ágil que los tiempos calculados le permitirán rodar y disfrutar por más tiempo.

4. FLEXIBILIDAD EN LAS PARADAS

A diferencia de rodar con un club donde las paradas son planeadas y en caso de necesitar detenerse resultará difícil avisar al líder del grupo, en una rodada de amigos se tiene mayor flexibilidad para esas paradas inesperadas como por ejemplo: la fotografía del grupo, el amigo que no tanquea oportunamente y necesita gasolina, el que olvida sincronizar su celular con el intercom, con un cielo ligeramente gris alguien debe parar a ponerse su impermeable, posiblemente al rato hace calor y este precavido piloto necesitará quitarse todo el equipamiento. Son tantas las paradas inesperadas que para un club sería inmanejable controlarlas mientras que al rodar con amigos esa tolerancia y flexibilidad en paradas no programadas siempre es bien recibida.

Rodar en moto con amigos permite hacer más paradas para compartir.
Rodar en moto con amigos permite hacer más paradas para compartir.

5. SE RECONOCEN EL “PASO”

No hacen falta las señales con la mano, no hay que sacar un pie para marcar un hueco, se reconoce el movimiento de cada piloto al punto de saber los tiempos y los espacios creados a la hora de adelantar en carretera en una perfecta coreografía. Aprender a conocerle “el paso” a los amigos es fantástico porque el grupo funciona como un equipo donde las “jugadas” ya son conocidas y los riesgos se minimizan, esta característica personalmente me encanta porque dejo de preocuparme buscando en los espejos a qué lado estará mi compañero, porque ya sé la ubicación de cada uno de mis amigos cuando se trata de llevar la moto a sexta a fondo en perfecta sincronización.

Rodar con amigos en moto.
Rodar con amigos en moto reduce riesgos en la ruta.

6. AMIGOS SIEMPRE A LA VISTA

Los amigos se cuidan y en una rodada nunca se perderá de vista el compañero que viene atrás, lo cual garantiza que si alguno no mantiene el ritmo del grupo o si se presenta alguna situación inesperada todo el grupo desacelerará o se detendrá para esperar al rezagado y en todos los casos cuando sea necesario detenerse, regresarán hasta el punto del piloto rezagado para colaborar así sea solo con su compañía. Esta característica de las rodadas con amigos también garantiza que no se tendrán los habituales extraviados de club que pierden la ruta, especialmente en los pueblos donde debido a sus largas filas de motos, los clubes pueden “dejar extraviar” a alguno; reitero en este punto que se trata de AMIGOS y no conocidos, pues un amigo nunca va a perder de vista a su compañero

rodar con amigos en moto
Rodar con amigos en moto nos brinda confianza y seguridad.

7. TRANQUILIDAD EN CASA

Libertad, esta es una de las palabras que mejor se asocian al motociclismo de aventura y No hay mejor manera de sentirla que cuando sabemos que en casa nos esperan nuestros seres queridos en tranquilidad porque saben que nos encontramos rodando con amigos. Los amigos son allegados a nuestras familias y son conocidos por su conducta en carretera además de saber a quien avisar en caso de algún imprevisto, los datos de contacto de los amigos siempre estarán al alcance de nuestras familias.

8. SIEMPRE DESTINOS NUEVOS

Así como los destinos preferidos por los clubes suelen ser los mismos por cuestiones de organización, capacidad y facilidades logísticas con un tiempo limitado para la rodada que por lo general se trata de 1 día, también encontrará que con un reducido grupo de amigos son mayores las opciones de destinos para disfrutar en moto, con niveles de dificultad mayores gracias a que se conocen sus capacidades, aumentando el tiempo del viaje, facilitando la elección de hoteles y lo mejor es que siempre encontrará en su grupo de amigos una particular obsesión por “nuevos destinos” que garantizarán experiencias inolvidables.

Rodar en moto con amigos
Rodar en moto con amigos permite descubrir nuevos destinos.

9. HASTA UNA VARADA SE DISFRUTA

Salir a rodar con los amigos es más que un evento, pues aunque se trate de una rodada de un día genera tantas experiencias memorables que siempre se recordará como una aventura y cada vez que veamos una foto o un video nos traerá los mejores recuerdos porque con amigos hasta una varada de disfruta.

Rodar en moto con amigos
Rodar en moto con amigos hace que hasta una varada se disfrute.

10. LA RUTA ES MÁS IMPORTANTE QUE EL DESTINO

Para quienes ya han rodado en clubes no es un secreto que el éxito en la convocatoria de sus rodadas está en en el lugar al que se va, que por lo general es un restaurante, pueblito o balneario mientras que para un grupo de amigos amantes del motociclismo de aventura el destino deja de ser importante para dedicarse a definir la mejor ruta en busca de nuevos caminos, nuevos paisajes siendo esto lo más valorado por el grupo.

Rodar con amigos en moto
Rodar con amigos en moto hace que la ruta sea la protagonista.

 

The Adventure Bogotá
The Adventure Bogotá

– NADIE NOS QUITA LO VIAJADO –

viajes en moto por Colombia
Logo Capital Rider

Ruta de 1 día en moto por el eje cafetero

Ruta de 1 día en moto por el eje cafetero

Rutas en moto por el eje cafetero

Sin lugar a dudas la región del eje Cafetero es una de las más hermosas del país y en lo personal como motociclista de aventura es un paraíso motero. Gracias a la vida he tenido la oportunidad de recorrer la mayoría de sus rutas, conocer cada pequeña población, hablar interminablemente con campesinos caficultores,  vendedores ambulantes, anfitriones de hoteles, conductores de willy’s, cocineros de restaurantes típicos, caballistas, entre un sin número de bellas personas que como en ninguna otra región son grandes conversadores, conocedores de su historia y orgullosos de su sangre.

En esta ocasión no hablaré de un viaje en particular pues en cada uno de mis recorridos por este paraíso motero he vivido experiencias tan maravillosas e inolvidables que un solo viaje nunca sería suficiente para describir su belleza, de la misma manera que una buena taza de café nunca será suficiente cuando de una buena conversación se trata.

Si usted está pensando recorrer en moto la región cafetera, empiece por servirse un “tinto” y tome nota de lo que en mi opinión, pueden ser los más bellos corredores turísticos en moto del eje Cafetero para disfrutar en una ruta de 1 día. Ahora bien, si el eje cafetero es parte de un viaje mas largo quizás le interese leer sobre mi viaje desde los Andes al Caribe llegando en moto hasta el paraíso del Cabo de la Vela.

Gracias a Rafa Rojas, un gran motero a bordo de Tomasa una confiable y poderosa V-Strom DL 650 azul (hoy en día tomasa es una robusta e intimidante Supertenere 1200 cc  también azul), tuve la oportunidad de conocer por primera vez Circasia y Salento en un recorrido turístico lleno de gratas experiencias incluyendo un valioso manual de conducción extrema en el alto de Letras a cargo de un gran maestro.

En esta ocasión tuvimos el privilegio de visitar la iglesia de Circasia que cual ave Fenix, re-nacía después que un incendio la volviera cenizas, un renacer liderado por un joven padre carismático y de buen humor, el Padre Martín, quien nos compartió su casa, una de esas hermosas construcciones que bien podría ser patrimonio cultural de la región cafetera. Luego de este inolvidable viaje el eje cafetero se convirtió en destino frecuente de mis viajes así como de tours liderados para visitantes del exterior.  Finalmente como dice el viejo Rafa “Colombia es mi casa” y en ella vivo feliz.

Cafetales al lo largo de toda la ruta
Cafetales al lo largo de toda la ruta

 

133935236638166
Recorrido en moto por hacia el valle del Cocora

 

133935669971456
Rafa y su compañera de Ruta, mi Joha, el padre Martin, Alejandra y Richie! por supuesto la mona a la derecha.

El Paisaje que nos lleva hacia Salento sorprende desde el momento en que tomamos la salida de la autopista del café, encontrando de primera mano las ruinas abandonadas de lo que un día fue la Posada Alemana, propiedad del icónico narcotraficante Carlos Ledher y que podría considerarse uno de los primeros hoteles temáticos en Colombia. En este punto no creo que valga la pena detenerse para una foto, como tampoco me parece atractiva la típica foto frente a la hacienda Nápoles considerando que no disfruto haciendo apología a una de las peores épocas de nuestra historia.

En este punto la carretera es angosta, curveada y con un especial aroma a bosque donde su vegetación parece salir de la carretera para cubrirnos, es sencillamente encantador.

En Boquía podrá hacer una breve parada para disfrutar el paisaje que baña el río Caldas, en este punto encontrará opciones de alojamiento típico, con posibilidad de acampar y curiosamente hay un alojamiento “exótico” (nunca lo he visitado) que ofrece diferentes clases de “habitaciones” que siempre me ha causado duda, algún día lo visitaré y les cuento.

El ascenso al pueblo Salento continua curveado y le recomiendo tener cuidado con los jeeps Willys que conducen como si estuvieran en un Rally, de igual manera los colectivos intermunicipales y si esta en fin de semana podrá encontrar una fila de carros que pacientemente avanzan hacia este bello destino.

Una vez haya llegado al parque principal de Salento, le sugiero dejar su moto debidamente parqueada en un parqueadero vigilado donde le colaborarán guardando todos los “corotos” que los motociclistas de aventura suelen llevar y dispóngase a caminar porque Salento es de esos pueblos para caminar y saborear lentamente. (En la esquina de la iglesia hacia la derecha encontrará un par de parqueaderos apropiados).

133935233304833
Balcones de Salento

 

 

133945493303807

 

133934953304861
Café Jesus Martín

 

133935226638167
Willys trabajando
133927399972283
Paisaje desde el mirador de Circasia

 

133927039972319

 

El solar

En Salento puede encontrar la tradicional trucha en el parque, este plan es imperdible y si busca postres o tiendas podrá recorrer la carrera 6, llena de color con sus balcones tradicionales; personalmente quedé enamorado del café Jesus Martín también sobre la carrera 6 pero al otro lado del parque principal, pues además de servir el mejor café de la región le invitaran a conocer parte del proceso de selección y tueste del preciado grano y si esta en plan de conquista este encantador lugar le servirá con los mejores resultados.

El valle del Cocora con es un lugar maravilloso para visitar a bordo de su moto y si su espíritu de aventura se lo permite, podrá ascender un poco más allá del punto en que los turistas en 4 ruedas se detienen y apreciar el bosque de palma de cera que modestamente aún se mantiene en pié a pesar del peligro de extinción en el que se encuentra actualmente. Un buen lugar para almorzar es el restaurante Donde Juan B que se ubica en la zona “turística” del valle. En este punto también puede encontrar caballos que le permitirán hacer un paseo hasta de 3 horas por este hermoso valle

DSC07672
Valle del Cocora
DSC07663
Quebrada afluente del Rio Caldas

DSC07662

471910532840633
Parada obligada en la ruta al Valle del Cocora
178864875478535
Caficultor trabajando en cafetales de Chinchiná
DSC07931
Vista del Nevado del Tolima desde Montenegro

 

DSC_4233
La infaltable “selfie” en Filandia
DSC03259
Vista de Belalcazar – Caldas
DSC03262
Río Cauca desde el Cristo de Belalcazar

 

DSC07827
Cristo de Belalcazar, un lugar muy especial de parada obligatoria en esta ocasión a bordo de una motocicleta de Elephant Moto.

Si quiere hacer una ruta de  1 día en moto por el eje cafetero a lo largo de un recorrido encantador por la región le sugiero hacer la siguiente ruta y desde ya despreocupese por el orden pues este recorrido está sujeto a su lugar de estadía que para este caso es Salento:

  • Salento: No olvide tomarse un café de Jesus Martin
  • Filandia: La plaza principal concentra toda la cultura cafetera en un solo lugar.
  • Alcalá: Este es un punto de referencia en el balsaje del río la Vieja
  • La Estrella
  • Cartago: Desde la salida de Cartago disfrute el valle del Río Cauca.
  • Puerto Caldas
  • Cerritos
  • La Virginia
  • Belalcazar: Se encontrará con el Cristo de Belalcazar, por supuesto foto obligada
  • Arauca: Desde la carretera podrá ver este pueblo construido al lado del Rio Cauca
  • Santagueda
  • Palestina
  • Chinchina: Un tradicional pueblo cafetero repleto de willys cargados de café.
  • Santa Rosa de Cabal: Los chorizos mas famosos de Colombia están acá.
  • Pereira: Cruzar el viaducto nunca deja de ser emocionante.
  • Valle del Cocora: Una aguadepanela con queso frente al bosque de palma es una experiencia inolvidable.
  • Salento: El canelazo en la plaza central es perfecto para la hora de llegada.

FICHA TÉCNICA DE ESTA RUTA:

Total de kilómetros: 260 km aprox

Condiciones: 100% On Road

Dificultad: baja

Duración: 8 horas

Track de la ruta:

https://goo.gl/maps/QPS9H6jmM6P2

Ver ruta en mapa:

Viaje en Moto desde Bogotá al Cabo de la Vela

Viajar en moto a través de los lugares más bellos de Colombia sin lugar a duda se resume en una sola frase: “Colombia: 10 países en 1″.

Provenientes de Alemania, Claudia y Markus retrataron lo mejor de nuestro país a través su cámara en una Travesía en moto al Cabo de la Vela en la que tuve el privilegio de diseñar la ruta, coordinar todo relacionado con alojamientos y ser su guía en el rol como director de operaciones de una empresa de turismo en moto del programa BMW Motorrad Travel Partners en Colombia; mi misión: presentar los  lugares más bellos que me conquistaron a cada kilometro recorrido en aventuras pasadas buscando los mejores planos para que con su cámara, estos dos reconocidos profesionales de la revista Motorrad, capturaran lo mejor del país y en este punto me detengo un momento  para hacer énfasis en lo importante de  conocer las rutas y aún mas, aprender a interactuar con la cultura de cada región para pensar en hacer una guianza,  pues no basta con imprimir una ruta de Google maps, usar un GPS o saber el nombre de un pueblo.

Templo de Monserrate, Bogotá
Templo de Monserrate, Bogotá

 

IMG_20120617_121744
Artesanías típicas de diferentes regiones de Colombia se concentran en la feria permanente de Monserrate

 

IMG_20120617_132443
Estación Funicular Monserrate, Bogotá

Iniciamos nuestro recorrido en Bogotá, descubriendo el encanto de nuestra gente y el arraigo de nuestras tradiciones en una ecléctica mezcla donde todo puede sorprender, desde tomarse una foto con una llama frente al palacio presidencial, hasta ser invitado de honor en un baile que se formó de la nada. Así es Bogotá y quien mejor para disfrutar de su locura que una pareja de alemanes que aún no lo han visto todo. Llegó el momento de encender motores para dar inicio inicio a un maravilloso viaje a bordo de las mejores motocicletas para devorar caminos, unas sensacionales BMW Motorrad R1200GS del modelo K50. Por mi parte como guía en esta aventura, escogí una salida poco transitada por los agobiantes buses y camiones, la salida por Facatativa, el primer municipio cercano a Bogotá en el que una parada para tomar la foto de rigor frente a la iglesia principal es mandatoria de nuestros motociclistas. Descendiendo la Cordillera Oriental por rutas secundarias hacia el valle del Rio grande de la Magdalena nos encontramos con pequeños municipios como Alban, Vianí, San Juan de Rioseco, Cambao y Armero – Guayabal; Este ultimo punto considerado por muchos un “spot” turístico por su trágica historia es en mi opinión un lugar cargado de profunda tristeza en el que no tiene sentido detenerse para una foto. En definitiva las ruinas de armero no se deben considerar parada de turistas; En fin, dejo mis peleas y diálogos internos muy habituales en moto y continuo por por las carreteras del Tolima, llegamos a un lugar mágico en el que la arquitectura Colonial se fusiona con nuestra cultura campesina, la tradicional ciudad de los puentes, Honda Tolima, cariñosamente llamada por contar con más de cuarenta puentes sobre los ríos Magdalena, Gualí, el rio Guarino y la Quebrada Seca. Honda es una ciudad con una combinación de culturas y sabores difícil de describir, pues si usted se acerca al Rio Magdalena se encuentra con pescadores de tradición, mientras mas arriba se encuentra con pobladores muy arraigados de impecable vestir y conocedores de su historia. Subiendo por sus calles empedradas se encuentran casas restauradas, algunas con rasgos de los años 40, otras mas modernas y sorpresivamente algunas lujosas construcciones que han sido erigidas por aquellos ciudadanos adinerados del interior sin respeto alguno por la arquitectura que define el entorno y que bien puede considerarse patrimonio histórico del país. Gracias a la colaboración del Hotel Las Trampas, Alfonso, uno de sus colaboradores nos acompaño a caminar por las calles, y de manera especial La Calle de las Trampas que con sus zigzag sobre un piso totalmente construido en piedra hace sentir que se esta en un antiguo pueblo español. Como dato curioso, el nombre “Las Trampas” hace referencia a la manera estratégica de los españoles en tiempos agitados, de construir las calles con ángulos y fondos que bien podrían ser un “embudo” o calles ciegas. Honda esta llena de historias, mitos, recuerdos de bonanza mercantil, de su importancia como puerto, Las anécdotas sobre el río Guali, sobre el Magdalena, sobre sus puentes hacen de esta bella ciudad un lugar imperdible en nuestro recorrido en moto por Colombia.

Calle Las Trampas, Honda - Tolima
Calle Las Trampas, Honda – Tolima

 

Ver video Motorradreise Kolumbien

Rodeados de arboles con infinidad de frutas y hermosas montañas, dejamos la ciudad de los puentes haciendo un recorrido de frutas y belleza increíble por las poblaciones de Mariquita, ascendiendo la cordillera central pasando por Fresno y una corta parada en Padua, el primer pueblo cafetero que nos encontraríamos en este recorrido. Una vez ascendemos a la parte mas alta del alto de Letras iniciamos un descenso hacia Manizales del Alma, un buen café en el Corredor Polaco de la Catedral de Manizales y continuamos hacia una de las mas bellas regiones de nuestro país donde la donde la belleza del paisaje cultural cafetero de poblaciones como Chinchiná, Santa Rosa de Cabal, Filandia, Quimbaya, Montenegro y Salento nos acogieron ofreciéndonos el mejor producto de su tierra el café y su gente. Salento como todos los hermosos pueblos de Colombia, es un pueblo que enseña su mejor cara cuando los turistas del día se han ido; a eso de las 7:00 pm se puede caminar sin el bullicio típico de un spot turístico, se puede sentir el aroma del café de algunas casas en las que tuesta este grano sagrado. La típica fonda campesina se llena con auténticos campesinos tomando una copita de “guaro” escuchando música de cuerda sin ninguna pretensión turística y si lo que se busca es un lugar tranquilo para cenar en Salento, se pueden encontrar pequeños restaurantes rústicos con cartas de nivel internacional y un buen blues a la luz de la vela. No se puede visitar Salento sin darse una pasada por el valle del Cocorá, así que nos montamos en nuestras motos y nos dirigimos por un hermoso valle bañado por el río Quindío, buscando ese bosque de palma de cera que nos representa a nivel internacional. Ascendimos por una ruta destapada hasta encontrar el bosque de Palma solo para nosotros.

 

Salento

 

Wlllys

 

rio2

 

RIo

 

Valle

Dejamos esta región cafetera para dirigirnos hacia Jardín – Antioquia; nuestro recorrido nos llevó desde Salento, pasando por Circasia, Montenegro, Alcalá, Cartago, La Virginia, Anserma y Riosucio disfrutando de la compañía del río Cauca en una combinación de rutas pavimentadas y caminos destapados, pueblos colmados de tradición donde las fiestas y la comida son la mejor bienvenida, descendimos por una reserva natural llena de nacimientos de agua, cascadas, bosques y riachuelos habitados por animales silvestres que acompañaron nuestra aventura hacia Jardín, un hermoso pueblo escondido en las montañas. Una vez recorrimos las calles de Jardín, visitamos su hermosa iglesia en el parque central, luego nos sentamos en compañía de los abuelos que toman su café de la tarde disfrutando de la paz que solo se encuentra en los pueblos alejados de las grandes ciudades. Nos dirigimos hacia Medellín para tomar un merecido descanso rodeados del arte y la modernidad de esta bella ciudad.

Músicos orgullosos de su tierra. Jardín, Antioquia
Músicos orgullosos de su tierra. Jardín, Antioquia
Medellin
Parque Explora – Medellín, Antioquia

 

Medellin1
Orquideorama – Medellín, Antioquia

 

Medellin2
Plaza Botero – Medellín, Antioquia

Dejamos la gran ciudad, alejándonos nuevamente de los trancones y el ruido típico de las ciudades principales con destino hacia la costa. La salida de Medellín hacia la costa comprende un increíble ascenso por el alto de ventanas, con su acostumbrada niebla que nos enfrento a un nuevo reto, conducir moto entre la niebla, tras de una fila de camiones y sin opciones de adelantarlos. que se debe hacer en estas condiciones? Amigo motero y viajero, lo único que debe hacer es circular pacientemente sin arriesgar la vida con la convicción de encontrar la luz al final de este paso; la recompensa: apreciar nuevamente el Río Cauca a la altura de Puerto Valdivia, en donde sorpresivamente nos hemos encontrado una pequeña cascada que sirvió para divertirnos mientras tomábamos algunas fotografías para la revista alemana Motorrad. Nuestro destino en esta parte del viaje fue Montería, una ciudad con mas infraestructura hotelera para hacer la pausa entre nuestro recorrido desde la cordillera hacia el Caribe. Luego de vivir la experiencia de cruzar las tres cordilleras Colombianas en moto, fuimos recibidos por el azul de la costa atlántica en nuestra primera parada en Tolú, habitada por gente amable llena de alegría siempre dando una bienvenida a estos viajeros que a bordo de unas extrañas motocicletas BMW Motorrad y una lengua desconocida, parecían llegar del espacio exterior convirtiendosen tal vez en la visita mas emocionante del año en estos humildes y encantadores caseríos.

tolu

En un recorrido bordeando el Atlántico, disfrutamos las playas mas hermosas de la costa caribe donde encontramos uno de nuestros mas preciados tesoros culturales, nuestros indigenas; Arwakos, Koguis y Wayuus fueron las tribus indígenas que acompañaron la parte final del recorrido imprimiendo una autentica huella Colombiana en el corazón de nuestros viajeros. Desde las verdes y frías montañas, recorriendo valles, y llanuras, sintiendo los vientos del caribe en nuestras rutas, compartimos el mejor recorrido de los Andes al Caribe en el que la mejor descripción de Colombia en boca de un grupo de aventureros a bordo de sus motocicletas BMW Motorrad fue: Colombia, diez países en uno.

tayronaka sendero

Playas del Tayrona

Playas en el Tayrona
Playas del Parque  Tayrona, Magdalena

 

Rio arriba navegando el Rio Don Diego

 

DSC07727
Alojamiento en Tayronaka, Magdalena

 

Vista del Hotel Aite en Palomino
Vista del Hotel Aite en Palomino, Guajira

 

Alojamiento en Palomino
Alojamiento en Palomino

 

Canoa guajira
Playas del Cabo de la Vela, Guajira

 

India
Indígena Wayuu tejiendo, Cabo de la Vela

 

DSC07473

 

Playas del Cabo de la Vela, Guajira.
Playas del Cabo de la Vela, Guajira.

 

rancheria
Ranchería UTTA

 

Captura de pantalla 2015-11-10 a las 8.03.22 p.m.
Tiempo de diversión en el desierto de la Ahuyama

Por supuesto durante este recorrido de mas de 2.600 Km atravesando cordilleras, valles, desiertos y selvas tropicales las prendas y accesorios utilizados se adaptaron a cada clima brindándonos las ventajas de la tecnología que hoy en día se encuentra en marcas especializadas en motociclismo de aventura como BMW Motorrad, Capital Road, Alpinestars y Rukka.
FICHA TÉCNICA DE ESTE VIAJE:

  • Total de kilómetros: 2.800 km
  • Condiciones: 90% On Road
  • Dificultad: Leve

ACCESORIOS USADOS EN ESTE VIAJE:

  • Chaquetas: BMW Motorrad Rally 3 // Rukka
  • Pantalón: BMW Motorrad Rally 3 // Rukka
  • Botas: Alpinistars TECH 3 // Alpinistars WP 2
  • Jerseys y balaclavas: Capital Road
  • Guantes: Alpinestars SMX2 y Artic

ALOJAMIENTOS EN ESTE VIAJE:

  • HONDA:

Hotel Posada Las Trampas Web: www.posadalastrampas.com/

  • SALENTO

Hotel Mirador del Cocora Web: www.elmiradordelcocora.com/

  • MEDELLIN

Hotel Medellin Royal Web: www.medellinroyal.com

  • MONTERIA

Hotel Florida Sinú Web: hotelfloridasinu.com/

  • CARTAGENA

Hotel Urban Royal Cartagena Web: www.urbanroyalcartagena.com/

  • PALOMINO:

Aité Hotel Web: www.aite.com.co/

  • CABO DE LA VELA

Ranchería UTTA Web: www.rancheriautta.com/

  • TAYRONA

Reserva Tayronaka Web: www.taironaka.com/

  • TRACK DE LA RUTA

https://goo.gl/maps/osRhxWBZFtu

Asisomos Agencia Digital

Ruta de las 9 lagunas en moto

Ruta de las 9 lagunas en moto (Cund-Boy)

Esta ruta tiene algunos de los paisajes más atractivos de la región Cundiboyacense y como siempre, la considero tan solo una sugerencia a partir de mis experiencias y en esta ocasión por solicitud de algunos amigos no tan apasionados por el Off Road, decidí compartir esta ruta que he hecho en varias ocasiones con grupos y solo; usted tiene todas las posibilidades, finalmente este espacio habla de mis experiencias personales en moto y la misión es crear su propia aventura.

DSC03880
Las rutas de dos días son perfectas para grupos numerosos

 

Día 1

La ruta de los lagos inicia saliendo por La Calera, como siempre listos y con motos tanqueadas para salir preferiblemente a las 7:30. Si usted va acompañado le recomiendo como punto de encuentro el parqueadero del nuevo Carulla pasando el peaje de Patios, por qué? porque en la vía la Calera siempre se encontrará ciclistas y filas de carros buscando salir del caos vehicular de Bogotá y en este corto tramo, usted y sus amigos se verán obligados a hacer maniobras riesgosas que siempre se multiplican cuando se va en grupo. Este lugar es ideal para abastecerse de bebidas y quien llegó sin desayunar encontrará muy buenas opciones si llega con tiempo.

Esta ruta inicia con una tradicional panorámica del embalse San Rafael, que en medio de unas buenas curvas asfaltadas y un camino lleno de naturaleza a cada lado nos llevará hacia el municipio de Guatavita, donde encontraremos un bello pueblo construido al lado del embalse del Tominé. Este pueblo vale la pena caminarlo en su parte colonial, también es una buena opción para desayunar y a bordo de su moto puede descender hasta la laguna para buscar una buena foto de recuerdo.

Primer encuentro con el embalse del Tominé
Primer encuentro con el embalse del Tominé

Despidiéndonos del pueblo de Guatavita, nos dirigiremos hacia la laguna del Cacique Guatavita, la mítica laguna protagonista de la leyenda del Dorado y que cuenta con un paisaje único. Para llegar a este punto usted deberá salir de Guatavita tomando la vía hacia Sesquilé, luego saliendo de la carretera por la vereda la Carbonera tomará una carretera destapada en un recorrido de aproximadamente 40 minutos. En el punto de información encontrará un lugar donde parquear, registrarse en la entrada y disponerse a hacer un bello recorrido por la laguna que podrá observar con toda la tranquilidad de un lugar preservado del turismo desaforado. Al final del recorrido encontrará un pequeño rancho con bebidas calientes y amasijos de la región. En este punto encontrará unos antiguos jeeps que lo bajaran de regreso al lugar donde los estará esperando su motocicleta.

DSC00012
Laguna del Cacique Guatavita

Luego de la paz de Guatavita y su encanto, puede tomar la vía que conduce hacia el embalse de Sisga, a esta altura del recorrido es posible que esté pensando en almorzar por lo que este embalse es un buen destino.

Sisga

Una vez haya hecho su parada “técnica” en este bonito embalse, puede continuar su recorrido tomando la vía hacia Tunja, para continuar con juicio hasta el lago Sochagota en Paipa donde puede buscar un delicioso postre y capturar una buena foto desde su malecón; en esto de la fotos no soy tan amigo de la selfies pero quién puede negar que de vez en cuando son divertidas?.

Lago Sochagota, Paipa - Boyacá
Lago Sochagota, Paipa – Boyacá

En este punto se puede tomar la salida hacia el monumento a los Lanceros del pantano Vargas y continúa hacia Duitama, luego Sogamoso, el crucero y finalmente la Laguna de Tota, donde deberá buscar Playa Blanca donde encontrará su sorprendente playa de arena blanca y el agua de un azul cristalino que resulta difícil no querer nadar en ella. Sin duda este es uno de los lugares más hermosos de Boyacá, rodeado de campos geométricamente diseñados, esta región es una importante productora de cebolla y su paisaje único.

Monumento a los Lanceros
Monumento a los Lanceros
DSC00850
Playa blanca, Tota – Boyacá

 

DSC00853
Laguna de Tota, Boyacá

En este lugar encuentra diferentes opciones de alojamiento y en mi caso me he quedado en carpa, donde el frio es un factor a tener en cuenta a la hora de acampar en Tota, una buena fogata, un vino tinto en buena compañia y disfrutar del paisaje sin temor alguno.

Campos de cebolla rodean la laguna de Tota
Campos de cebolla rodean la laguna de Tota

Si al día siguiente amanece muy soleado y se despierta deseoso de lanzarse al agua, resista sus ganas y mejor tomese un cafe, considere que entre las 6:00 Am y las 9:00 Am puede sufrir una leve hipotermia con una rara sensación de clavos helados sobre sus pies y tobillos, por lo que le recomiendo que espere unas cuantas horas, a eso de las 9:30 el agua ya ha subido un poco su temperatura y podrá bañarse en esta hermosa Playa Blanca. Como lo mencione al principio son mis sugerencias a partir de mis experiencias, así que ya podrá imaginar quien salió del agua dando saltos buscando una tela para secar sus pies mientras la arena de la playa aumentaba la sensación de “quemar” debido al frío tan berraco que hace en esta región. así que ya sabe sumercé!

Dia 2

El día dos puede iniciar su recorrido con un buen desayuno en los restaurantes aledaños a la laguna de Tota, pues el que está ubicado en playa blanca suple bien las necesidades de una tienda pero de seguro la calidad de los platos es mejor en otros lugares cercanos. Saliendo de Tota, regrese visitando los pueblitos de Iza, Cultiva, Firavitoba, pasando por la vía Sogamoso – Duitama– Paipa – Tunja tomando la vía que conduce hacia Arcabuco, en este punto, dobla a la izquierda hacia Villa de Leyva, donde encontrará siempre una buena razon para detenerse, incluso puede bañarse en la cascada la periquera, hacer torrentismo y canopy. De igual manera puede buscar la región conocida como Pozos Azules, este es uno de esos bellos lugares resultado de la mano del hombre y está ubicado entre Villa de Leyva y Santa Sofía.

Pozos Azules, Villa de Leyva
Pozos Azules, Villa de Leyva

 

IMG_20120520_114028
Pozos Azules, Villa de Leyva


Estos bellos pozos se elaboraron con fines de riego dado que la zona es árida. Los pozos tienen una coloración muy llamativa debido a las altas concentraciones de azufre que se encuentran en esta tierra. Esta zona tiene un paseo entre los lagos que puede hacerse caminando entre los pozos y que le tomará entre 1 h 30 min, a 2 horas. Como todo lugar turístico en Colombia, encontrará una caseta informal donde deberá pagar el ingreso.

Una vez haya visitado Villa de Leyva, puede visitar Ráquira y parar en Sutamarchán por una deliciosa longaniza. Luego de esto puede dirigirse hacia el embalse de Fúquene y darse un paseo en lancha que se disfruta a lo grande, en mi caso un hábil piloto de la embarcación realizaba algunas maniobras que le imprimieron unas buenas carcajadas a la tripulación completa.

IMG_20120520_164653
Iglesia parque principal Raquera, Boyacá
Prometo una mejor foto de Fúquene ;)
Prometo una mejor foto de Fúquene 😉

En este lugar usted puede encontrar un buen restaurante llamado Colfrance, donde las carnes son simplemente exquisitas y un excelente servicio a la mesa.

Si usted es de los que quiere chulear los diferentes embalses en este viaje, puede continuar su regreso hacia la Laguna del Neusa, pero ojo a mi recomendación, diríjase hacia Tausa, para encontrar una espectacular carretera destapada rodeada de pinos y bosque que conecta este pueblo con el embalse del Neusa y como ya debe estar atardeciendo, le recomiendo un buen postre de fresas en la carretera de regreso a Bogotá.

Laguna el Neusa

 

Laguna el Neusa, Cundinamarca
Laguna el Neusa, Cundinamarca

 

DSC00205
Embalse del Neusa, Cundinamarca

Esta es mi ruta de las lagunas, un bello recorrido de dos días en moto por las reservas de agua más destacadas de la región Cundiboyacense.

Nota: Algunos buenos moteros no podrán resistirse a incluir un comentario sobre otros lagos o embalses en la misma región, si, lo sé, pero como todas las cosas bien hechas requieren tiempo, les pido me den tiempo de incluir lugares como Laguna de Suesca, El Guavio, El Hato, Chivor o Toca de los cuales tengo los mejores recuerdos pero hacen parte de otras historias.

loog unlimited
Encuentra los mejores accesorios para esta aventura Unlimited Motorcycle

FICHA TÉCNICA DE ESTE VIAJE:

  • Total de kilómetros: 700 km
  • Condiciones: 90% On Road – 10% Off Road
  • Dificultad: Media
  • Duración: 2 días
  • Track de la ruta:

https://goo.gl/maps/uSj2bnR2MRG2

  • Ver ruta en mapa:

(Este mapa carga con errores de ruta, sugiero usar el track anterior)